Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies, aquí, Si continuas navegando estás aceptándola.
EU | ES
Menu
Logo kaixo.com Logo kaixo.com
Logo bilatu
Logo usuario

La parcela de la cárcel de Pamplona tendrá menos metros de los previstos y ocupará un 14 por ciento de Santa Lucía


2009-01-29 13:13

Un hallazgo arqueológico, torres de alta tensión y un gaseoducto, entre otros, obligan a reducir la superficie

PAMPLONA, 29 (EUROPA PRESS)

La parcela de la nueva cárcel de Pamplona tendrá una superficie de 191.000 metros cuadrados, unos 33.000 metros menos de los inicialmente previstos, y el centro penitenciario ocupará el 14 por ciento del terreno total del paraje de Santa Lucía.

El presidente de la Sociedad Estatal de Infraestructuras y Equipamientos Penitenciarios (SIEP), Ángel Martínez, explicó hoy en rueda de prensa, acompañado por la delegada del Gobierno en Navarra, Elma Sáiz, que ha sido necesario adaptar la parcela puesto que han aparecido restos arqueológicos de un interés todavía por determinar y diferentes servidumbres como torres de alta tensión, un gaseoducto, un repetidor de radio y un depósito de Inabonos cercano.

Estos elementos han obligado a reducir la parcela hasta los 191.000 metros cuadrados, de los que serán ocupados 155.511, lo que representa entre un 13 y un 14 por ciento de la colina de Santa Lucía. Lo digo porque algunos han dicho en algún momento determinado que vamos a ocupar casi el 40 por ciento de Santa Lucía. Los datos reales son los que acabo de dar, dijo el presidente de SIEP.

Así, Ángel Martínez afirmó que la nueva cárcel se va a construir sobre una parcela menor, salvaguardando las posibles servidumbres del yacimiento arqueológico, después de haberlo estudiado en profundidad.

El presidente de SIEP afirmó que nunca se había hecho en el entorno un estudio arqueológico como el que está haciendo y seguirá haciendo nuestra compañía, para poder implantar en condiciones de seguridad el centro penitenciario de Navarra.

En relación con la decisión del Consejo de Ministros de exonerar a este proyecto del estudio de impacto ambiental, Ángel Martínez subrayó que eso no significa que no se vayan a hacer otras evaluaciones de impacto ambiental.

Concretamente, explicó que el Gobierno de España ha puesto al proyecto cuatro condiciones. En primer lugar, redactar y llevar a cabo con anterioridad a la finalización de las obras un proyecto de integración paisajística. En segundo lugar, suprimir las líneas de alta y media tensión afectadas por la construcción del centro penitenciario. Tercero, suprimir las subestaciones eléctricas que se hallan en la colina, y cuarto, redactar un estudio arqueológico previo por medio del cual se puede descartar o compatibilizar mediante las correspondientes medidas cualquier tipo de afecciones al yacimiento.

DESARROLLO DE LAS OBRAS

Actualmente, los trabajos que se están llevando en la parcela consisten en la excavación de una zanja perimetral para que todas las líneas de alta tensión y el gaseoducto que atraviesa la parcela puedan atravesar el lugar subterraneamente. Además, está contratado el movimiento de tierras, por 9 millones de euros, que se prolongará durante unos 5 meses. Durante el verano se podría contratar la obra definitiva del centro, de forma que en otoño podrían comenzar los trabajos, con un plazo de ejecución máximo de dos años.

El nuevo centro penitenciario de Pamplona tendrá 504 celdas, además de 120 plazas complementarias de enfermería o régimen cerrado. Igualmente, contará con un módulo de jóvenes y otro de mujeres, celdas más amplias, que pasarán de casi 10 metros cuadrados a 13, y un módulo de comunicaciones con 26 locutorios, 12 salas para visitas familiares y 12 habitaciones de visitas íntimas.

Asimismo, habrá un módulo deportivo-cultural con gimnasio, polideportivo cubierto, vestuarios, frontón, biblioteca, sala de audiovisuales, aulas, despachos, zonas polivalentes, auditorio y piscina.

También constará de un centro de formación continuada para funcionarios, centro de inserción social en la misma parcela, talleres formativos, talleres productivos y vigilancia medioambiental.

Como conclusión, Ángel Martínez afirmó que la construcción del centro penitenciario y del centro de inserción social de Navarra va bien y lo queremos hacer bien, se está haciendo conforme a ley y conforme a sentido común, nos gustaría que se hiciera con el máximo consenso posible, con las instituciones navarras y pamplonesas, y estamos abiertos a mejorar el proyecto y la integración paisajística.

Sobre las relaciones con el Ayuntamiento de Pamplona, el 22 de diciembre de 2008 presentó en el Ayuntamiento de Pamplona el nuevo proyecto, el programa de adaptación de los terrenos y del movimiento de tierras. El resultado es que no les gustaba, pero forma parte de la lógica. A casi ningún sitio de los ayuntamientos de España les apetece tener un centro penitenciario de estas características. Por eso la ley dice lo que el Gobierno de España puede decir, afirmó.


Visualizada 90 veces
+ Añadir noticia   + Modificar/borrar noticia

Insertar un comentario

Texto:
Usuario: Anónimo
Usuario registrado Antes te tienes que registrar sino serás usuario anónimo
Acepto Aviso legal
Se han encontrado 0 comentarios. Mostrando de 1 a 0

0 comentarios