Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies, aquí, Si continuas navegando estás aceptándola.
EU | ES
Menu
Logo kaixo.com Logo kaixo.com
Logo bilatu
Logo usuario

Diputación alavesa asegura que ofreció cuatro ubicaciones para la cárcel de Zaballa que no necesitaban evaluación


2009-02-13 14:16

VITORIA, 13 (EUROPA PRESS)

El diputado de Medio Ambiente de la Diputación de Álava, Mikel Mintegi, aseguró hoy que desde el ente foral se ha ofrecido en dos ocasiones cuatro alternativas a la ubicación de la cárcel de Zaballa, situadas en la misma zona, que cumplían las mismas necesidades y sin la necesidad de desmonte o de evaluación ambiental alguna.

En una rueda de prensa, Mintegi aseguró que los responsables de Instituciones Penitenciarias, cuya secretaria general, Mercedes Gallizo, visitó recientemente el penal de Nanclares de Oca, no están diciendo la verdad, ya que él, personalmente, en agosto de 2008, y la Diputación en noviembre, ofrecieron cuatro alternativas al proyecto de nueva cárcel que fueron rechazadas.

Para Mintegi, la actitud del Gobierno central ha sido de arrogancia, ya que si Gallizo hubiese querido vender transparencia se hubiese reunido ayer con alguien más, sobre todo teniendo en cuenta las decenas de solicitudes realizadas.

Por ello, la visita de ayer de Gallizo no fue, para Mintegi, más que puro electoralismo y populismo ya que vino a echar una mano al alcalde y a su partido y así apagar varios fuegos. Una visita que fue como la visita de un cónsul a su colonia.

El diputado volvió a recordar que el proyecto de la cárcel de Zaballa no tiene una evaluación ambiental ya que nadie ha visto las pruebas, ni un papel de las medidas correctoras, por lo que no existen y que este tema no se trata de un debate de a ver quién convence a quién. Para el encargado de Medio Ambiente, lo único que importa es que está todo destruido, apuntó mientras mostró unas fotografías tomadas durante la mañana en las obras del centro penitenciario.

Para Mintegi, actualmente sólo existe un camino, la paralización cautelar de las obras y la realización de una evaluación del impacto medio ambiental, pero desde el Gobierno central han impuesto la ley del silencio porque el proyecto no va a superar la evaluación, ya que es inviable medioambientalmente. Algo que no habría ocurrido de construir la cárcel al otro lado de la N-1, ya que el Plan Territorial Parcial de Álava prohíbe construir este proyecto a ese lado de la carretera.

Respecto al recurso contenciosos administrativo presentado por el ente foral, Mintegi señaló que esta semana se acaba el plazo para presentar las medidas cautelares, aunque no se atreve a dar una fecha concreta, pese a lo que la decisión del juez tiene que ser rápida.


Visualizada 109 veces
+ Añadir noticia   + Modificar/borrar noticia

Insertar un comentario

Texto:
Usuario: Anónimo
Usuario registrado Antes te tienes que registrar sino serás usuario anónimo
Acepto Aviso legal
Se han encontrado 0 comentarios. Mostrando de 1 a 0

0 comentarios